Teatro y ELE

teatroEn la ciudad donde trabajo hay un instituto bilingüe húngaro-español donde hay tres profesores españoles que enseñan, además de español, historia, geografía y matemáticas usando el español. Una de las cosas de la que se encargan los profesores de español es montar una obra de teatro en español con los alumnos. Quiero dejar algunas reflexiones sobre cómo esto ayuda al aprendizaje de los alumnos.

La situación de partida es que un grupo de entre 6 y 10 alumnos húngaros hacen una obra de teatro con varios profesores tanto españoles como húngaros usando el español en un doble sentido: siendo el español la lengua de la obra y tratando de usar el español durante todo el proceso. Montar una obra de teatro es complicado y requiere mucho tiempo así que hay muchas oportunidades para que los niños tengan que usar el español para comunicarse. Se puede ver esta actividad como una gran tarea ELE que se extiende durante meses. El proceso incluye desde la lectura y comprensión del texto, a los ensayos y a las  representaciones finales y siempre se busca que los alumnos participen lo más posible en todo el proceso (elección de la música, vestuario, etc.).

Todo el mundo señala que esto es muy provechoso ya que en una obra de teatro hay muchas situaciones comunicativas diferentes y los alumnos van conociéndolas a medida que tienen que representarlas. Otra ventaja es que es una actividad casi en su totalidad oral y que permite trabajar aspectos relacionados con la pronunciación que normalmente se dejan un poco de lado en las clases. En algunos casos, sorprende comprobar cómo mejora el nivel de español de algunos alumnos. Aunque esto no es general, ya que participan en el teatro los alumnos que ya tienen un mejor nivel dentro del grupo.

Es muy difícil, imposible diría yo, medir los beneficios que el teatro tiene para el nivel de lengua de los alumnos. Por eso, a mí me parece que lo más valioso de esta experiencia tiene que ver con que rompe el contexto del aula y todo lo que lleva asociado (roles predeterminados de alumnos y profesores, calificaciones, rutina de actividades, etc.) y pone a los participantes en una situación real no en el sentido de que la obra de teatro sea una mímesis de la realidad, sino que lo real y significativo es que un grupo de gente se junta para hacer una obra de teatro, con el valor añadido de que se hace en español. Me gustaría lograr que las actividades normales se parecieran un poco a ese proceso de hacer teatro con los alumnos.

Actualización 25/03/10.

Dejo un enlace con algunas referencias sobre el teatro y la enseñanza de idiomas que encontre en el Cuaderno Intercultural: El teatro y el aprendizaje de idiomas

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s