Algarabías llega a Facebook

Mucho cuidado. El blog algarabías ha desembarcado en Facebook y ya tiene su propia página. Lo he hecho creando una página en Facebook y mandando los posts de algarabías con un plugin. Nada del otro mundo. La cosa es que quería ver cómo funcionaba el asunto. Nada, a partir de ahora comentarios y “me gusta” a mansalva. Después de esto, ya hay argumento para la segunda parte de La red social.

(Por alguna razón el enlace no funciona, aunque la dirección es correcta. De hecho si copio la dirección en mi navegador la página no se carga. Hay que copiar y dar a recargar para que aparezca. En enlace es este: http://www.facebook.com/blogalgarabias )

 

Languagejuice: una red social para aprender lenguas

Linkeando de un sitio a otro, he encontrado “languagejuice” que es una web destinada al aprendizaje de lenguas. Ellos mismos se definen así:

languageJuice is the network of language communities, where you can use your favourite languages and improve your language skills, no matter what level are you on.
languageJuice is more than a simple social networking portal, it combinates the possibility of language practices with general specialities of social networking portals. It’s waiting for you among its members if you learn languages, speak more than one languages, and are pleased to use foreign languages – or just your mother tangue – in your everyday communication about different topics which you are interested in (texto completo).


languagejuice

Tienen varias comunidades lingüísticas, entre ellas una dedicada al español, y cada una debe corresponderse con un entorno de aprendizaje online de acuerdo a la lógica de funcionamiento de una red social. En principios no hay definidos roles como profesores o alumnos, ni se ofrecen clases o tándems. Cada usuario tiene a su disposición diferentes herramientas para llevar un blog, subir archivos de audio o vídeo, fotos e interactuar con otros miembros de la comunidad a través de un panel de mensajes y un chat. En la actualidad casi no hay miembros registrados así no se puede ver su funcionamiento real.

Como aspecto positivo destacaría su buena disposición a crear un entorno de aprendizaje flexible basado en el éxito de las redes sociales que proporciona un contexto para la comunicación. Debería concretarse algo más, porque, en este punto , el proyecto peca de indefinición, aunque la iniciativa es loable. En cualquier caso, una red social no es el software, sino los usuarios y puede que sean ellos los que inventen, dentro de esta comunidad, esas formas de aprender. Interesará a los que trabajan, investigan o siguen el tema de las redes sociales en el aprendizaje de lenguas.